La espiral turca

Lo que no se ve, pero existe

Para el ser humano algo que no pueda ser contabilizado, comprobado o simplemente visto, sencillamente no existe. Por lo menos para una inmensa mayoría. La mente del hombre se ha ido configurando a través del espacio y del tiempo de tal manera que cree solamente en lo que ve. Sin embargo,hay emociones que, sin ser vistas con los ojos, nadie pone en duda su existencia.

De la misma manera, negar la certeza de algo que sólo es tangible por medio de elementos no físicos, no de carne y hueso, hormonas o neuronas, es un craso error que empuja al ser humano a un consabido retroceso en el intento de elevar su inteligencia.

Después de haber sido capaz de desvincular algunas de sus experiencias de su férrea definición de la verdad, Maya supo comprender que el amor no se ve ni se puede contabilizar científicamente. Pero por encima de ello sigue siendo el motor del Universo y, por ende, de la existencia.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s